Inseguridad alimentaria alcanza casi al 30% de los uruguayos


La inseguridad alimentaria grave en Uruguay se ubica en 6,4% y la inseguridad alimentaria moderada en 23,2%, según el último reporte de FAO (…) Cabe destacar que en Sudamérica estas cifras alcanzan al 7,7% y 29,4% de las personas, respectivamente», plantea el Observatorio del Derecho a la Alimentación de la Escuela de Nutrición de la Udelar, en un pasaje del comunicado a la opinión pública que difundió este miércoles.

La expresión surge en respuesta a las afirmaciones de la senadora nacionalista Graciela Bianchi durante la sesión en la que se aprobó el gravamen transitorio para los salarios públicos más altos. En una de sus intervenciones, Bianchi dijo que «hambre es no tener qué comer» y que en Uruguay «todos los hogares, por acción del Estado y por acción de la sociedad civil, reciben la comida diaria. Hambre es poner en una lata una papa y no poder resistir a que se cocine e ir comiéndola de afuera hacia adentro como los europeos lo vivieron en la guerra».

Este miércoles el Observatorio del Derecho a la Alimentación de la Udelar, que integra una red en América Latina y el Caribe con más de 70 universidades de 17 países de la región, respondió a dichas declaraciones. «Determinar la cantidad de uruguayos que padecen hambre e inseguridad alimentaria solo acepta el uso de instrumentos validados, que mucho distan de visiones parcializadas, subjetivas y limitadas», objetó.

Además, el Observatorio respondió que «en un país donde la disponibilidad de alimentos está asegurada, que la sociedad civil tenga que sostener la alimentación de miles de uruguayos evidencia la grave situación de injusticia alimentaria y violación del derecho de todo ciudadano de elegir libremente cómo, cuándo y con qué alimentarse».

Asimismo, sostuvo que el porcentaje de personas que se encuentra en una situación de inseguridad grave o moderada (29,6%) «da cuenta que la voluntad y el accionar político no han sido suficientes para construir instrumentos que faciliten o favorezcan un acceso justo y sostenible a los medios de vida, que se necesitan para producir o adquirir los alimentos».

Si bien en el comunicado el Observatorio reconoce las acciones del Estado y de la sociedad civil para asegurar el acceso a alimentos, plantea que es inaceptable afirmar que no existen personas padeciendo hambre. «Negar la situación que hoy sufren muchas uruguayos y uruguayas, es una irresponsabilidad que atenta contra las obligaciones que el Estado debe cumplir para garantizar el derecho a una Alimentación Adecuada», finaliza.

A %d blogueros les gusta esto: