Liverpool se quedó con el título del Clausura en primera división


Jugará la semifinal del Campeonato Uruguayo ante Rentistas para buscar un lugar en la final, instancia en la que esperará el Bolso si no se desploma en las últimas dos etapas.

Los negriazules salieron convencidos de hacer de esta noche, su noche. De entrada se plantaron en campo rival, se adueñaron de la pelota, impusieron condiciones y plasmaron su dinámica. A los 4′ ya habían avisado con un tiro libre de Agustín Ocampo que generó la primera revolcada de Sergio Rochet. A los 10′ estuvo cerca Hernán Figueredo.

Los avisos dejaron de ser tales a los 15′, cuando otra vez se vio la mano del entrenador y la puesta en práctica de los futbolistas. Figueredo ejecutó un córner por abajo en clara señal de jugada preparada y Jean Pierre Rosso le dio de primera anticipando a Felipe Carballo, en cuyo pie rozó el esférico para metérsele a Rochet y poner el 0-1.

A los 20′ cayó el 0-2 producto de la presión alta. Emiliano Martínez quedó rodeado y perdió el balón con Ocampo, Alan Medina se metió en el área y tras enganchar de derecha a izquierda convirtió con un exquisito zurdazo al segundo palo. A esa altura había un solo equipo en la cancha y la diferencia estaba más que justificada.

El desconcierto generalizado llevó a Jorge Giordano a mover fichas. Thiago Vecino sustituyó al amonestado Mathias Laborda y en el fondo quedaron tres hombres. Casi de inmediato hubo dos situaciones malogradas por Juan Ignacio Ramírez; la primera tras un error de Renzo Orihuela a los 29′ y la segunda con un cabezazo ante un centro de Agustín Dávila a los 30′.

Volvió a hacer cambios el entrenador tricolor y rearmó la línea de cuatro defensores con la entrada de Alfonso Trezza por Brian Ocampo, que tenía tarjeta amarilla y no cumplía con el rol de carrilero por el sector derecho. Después de eso al menos llegó el Bolso con un tiro libre de Carballo que obligó al meta Sebastián Lentinelly, aunque seguía siendo superado.

En el complemento hubo un repliegue natural de Liverpool, que apostó a salir rápido y a explotar los espacios para contragolpear. Nacional se posicionó en territorio adversario pero le costó generar. De hecho, la primera clara fue un balón que robó Gonzalo Bergessio en la salida y definió con un tanteo desde afuera del área que encontró bien parado a Lentinelly.

Luego el arquero liverpoolense respondió bien ante un cabezazo de Armando Méndez a la salida de un córner y frente a un zurdazo de Vecino desde el borde del área. A esa altura había crecido en el trámite el conjunto tricolor, que empezó a recuperar más arriba pero seguía exponiéndose en defensa.

En una de las salidas de los de Belvedere, llegó el tercero. Gonzalo Bueno buscó a Ramírez en el área y Leodán González vio un agarrón de Orihuela sobre el goleador del Campeonato Uruguayo. El Colo asumió la pena máxima y a los 75′ liquidó el pleito, además de estirar a dos tantos su ventaja sobre Bergessio en la tabla de artilleros.

El score le permitió a Marcelo Méndez sacar a Figueredo, que manejó los hilos del equipo a gusto y fue enorme figura junto a Lentinelly, Federico Pereira y Alan Medina. Cuesta encontrar rendimientos bajos en el equipo negriazul, que demostró por qué está invicto en el Clausura.

El tramo final sobró. Liverpool metió el cuarto por obra de Gastón Pérez a puro toque en el área rival y marcó la cancha de cara a una posible final a futuro. Sabe que es favorito en la semifinal ante Rentistas y, si Nacional confirma la Anual ganando al menos tres de los seis puntos que le restan, podrá volver a encontrarse al equipo de Giordano en la definición del Campeonato Uruguayo.

A %d blogueros les gusta esto: