Uruguay quedó sin control aéreo por siete horas


Los aeropuertos del país afrontan una situación delicada desde el pasado mes de mayo y que se agravó en el mes de mayo. Es que el sistema de radares del país sufrió una falla que llevó a que la actividad aérea sea mínima, según informó a fines de julio el semanario Búsqueda.

«La situación actual no puede ser. No deberíamos trabajar en estas condiciones», dijo el presidente de la Asociación de Controladores de Tránsito Aéreo del Uruguay (Actau), Pablo Paseyro. Asimismo, agregó que, si bien no hay probabilidad de accidentes aéreos por el escaso nivel de tráfico, «no se debería minimizar» de esta forma las condiciones. Fuentes técnicas consultadas por Montevideo Portal indicaron que la situación era «muy precaria».

Actualmente, el Uruguay cuenta con un sistema de cinco radares: tres de la aviación civil, dos en el Aeropuerto de Carrasco y uno en Durazno, y dos militares, uno en Santa Clara del Olimar y otro móvil. El semanario informó en su momento que los radares de Carrasco estaban fuera de servicio (y se mantienen así) por lo cual la terminal está sin cobertura para salidas y llegadas, y lo civil se mantiene con el de Durazno.

No obstante, en la jornada del pasado domingo hubo un resentimiento en el radar de Durazno lo que provocó que el espacio uruguayo aéreo se clasifique como «no controlado por falla radar total», informó la cuenta de Twitter Aeronáutica Uruguay y confirmó Montevideo Portal.

Las fuentes consultadas aseguraron que el traspié que sufrió el último radar en funcionamiento hizo que la situación «precaria» se convirtiera en «nada». Ese radar, según dijeron, estaba sin respaldo y sin energía secundaria: «Estaba todo agarrado con piolines», dijeron.

Como consecuencia de esta caída, no hubo servicio de control del tránsito aéreo y las aerolíneas no pudieron volar por territorio uruguayo. «Es claro que esquivan el espacio aéreo uruguayo. Ninguna aerolínea seria te vuela sin control de tránsito aéreo porque hay un tema de seguros y un montón de cosas más que ellos no se pueden hacer cargo de eso, además de que es peligroso. No hay nadie responsable, el único responsable es la aerolínea y el piloto de un espacio donde están inmersos, desconocen la realidad, lo que está pasando y cómo evoluciona la situación», indicaron las fuentes técnicas consultadas.

A %d blogueros les gusta esto: